Nuestra generación no se lamentará tanto de los crímenes de los perversos, como del estremecedor silencio de los hombres buenos.
Reverendo Dr. Martin Luther King.

UN NUEVO SIGLO?

"Eres un verdadero creyente. El Estado te bendice, las masas te bendicen. Eres la creación de la divinidad, creado a la imagen del hombre, por las masas, para las masas. Demos gracias por tener un trabajo que cumplir. Trabaja duro, aumenta la producción, evita los accidentes. Demos gracias por tener comercio. Compra más, compra más. Compra ... y sé feliz."
THX-1138 (1971)


MIÉNTEME MIENTRAS CONSUMO

Nos dijeron que todo había acabado.
Tras la caída del muro del Berlín y el derrumbe de la antigua URSS la democracia liberal había triunfado y llegaba el “fin de la historia”. La democracia capitalista era el mejor de los sistemas conocidos y probados, así como el más avanzado y respetuoso con el individuo. La democracia era el poder en manos del pueblo y el libre mercado se encargaría de todo lo demás.
Nos mintieron.
El poder de las naciones nunca estuvo verdaderamente en las manos del pueblo. El mercado y SU libertad solo trajeron más esclavitud, dependencia y desgracias. No existe una verdadera libertad sin justicia y sin democracia ni justicia la libertad se convierte en la mayor de las tiranías.
Cuando el poder de los gobiernos ha sido entregado a las mega corporaciones transnacionales y a instituciones cerradas y no democráticas (FMI, OMC, Banco Mundial o la Comisión Europea…) ya no hablamos de dimensiones nacionales sino planetarias.
La llamada “globalización” neoliberal ha otorgado una influencia y poder a las corporaciones transnacionales que sobrepasó hace mucho al de los estados, ya sean despóticos o democráticos. Dichas corporaciones, a menudo más ricas que muchos estados, suelen suponer la principal fuente de financiación de casi todos los partidos políticos, allá donde existe la democracia, consiguiendo estar por encima de las leyes y del propio sistema. En otras ocasiones suponen el mayor apoyo para los dictadores y gobiernos despóticos en países del tercer mundo.


LA GRAN MASCARADA

La información distorsionada de los medios (a menudo propiedad de las corporaciones) y una cultura oficialista, escrita siempre por los vencedores, nos hace difícil saber si alguna vez existió una verdadera democracia en algún lugar. Lo cierto es que si existió hace mucho que dejó de ser real. La democracia actual es ficticia pues los verdaderos responsables de las organizaciones con poder no son elegidos y nadie nos informa de verdad sobre lo que hacen.
Los estados han perdido su poder hasta verlo reducido a simples “acuerdos” de los que no se nos suele decir nada. Los tratados elaborados en los últimos tiempos (como el NAFTA, el GATT, OMC, NTM, AMI…) sirven para completar, paso a paso, el traspaso del poder a organizaciones antidemocráticas.
Podemos seguir votando pero nuestros votos ya casi no tienen un poder verdadero. Las diferencias entre “derecha” e “izquierda” prácticamente no existen pues solo se puede elegir entre dos maneras de llevar a cabo un mismo modelo de sistema: el nuevo modelo de la esclavitud.
Poco a poco la información se ha ido degradando y desapareciendo, al igual que la democracia, al ser desligada de todo contenido. Solo se nos venden modelos perfectos e imposibles de alcanzar. El empirismo, el escepticismo y la veracidad han sido prácticamente enterrados dando fe del coma profundo en el que está sumido el cuarto poder.


AMOS Y SEÑORES

Los actuales responsables de casi todas las altas instancias tienen un denominador común, marcado por su poder económico y origen social. Comparten una misma visión del mundo y su futuro.
Es obvio que usen su poder para perpetuar su superioridad.
Han debilitado nuestro poder democrático con la privatización de los servicios públicos, han dividido los estados en diferentes sectores rentables para las empresas privadas, han convertido el trabajo en inestable y precario obligando a condiciones cada vez peores. Reducen las medidas sociales para obligarnos a que aceptemos cualquier cosa.
Puesto que las relocalizaciones no funcionan (ya que no sacan de la pobreza aquellos a los que prometieron tiempos mejores) nos obligan a todos a un futuro de precariedad, inestabilidad y paro.

Los pocos privilegiados, dueños de las mega corporaciones transnacionales, que se lo pueden permitir se blindan progresivamente con poderes semejantes o mayores a los estados mediante armamento, mercenarios, satélites, redes de información y comunicación, posesión de datos confidenciales y posibilidad de constitución como institución judicial (existen acuerdos mediante los cuales una corporación puede demandar a un estado ante una corte internacional especial). La industria armamentística aspira, a corto o medio plazo, a sustituir las fuerzas armadas de los estados por empresas privadas. El plan a largo plazo podría ser el de someter a los estados. De todos modos el actual papel imperial de los Estados Unidos y su dependencia de las corporaciones armamentistas no nos alejan mucho de esa situación.


UN NUEVO SIGLO?

La realidad actual es la de un mundo en el que tan solo importa el dinero.
Gobernados por una plutocracia mundial que tiene sus propios foros y reuniones secretas, nos vemos evocados a vivir bajo un nuevo y moderno sistema de esclavitud, saturada de irrelevancias y basura, tanto material como mediática. Nos han vendido un sueño imposible que se está tornando en pesadilla, degradando nuestro entorno y creando nuevos enemigos eternamente, que justifiquen las guerras que hacen funcionar la máquina.
El punto de no retorno ecológico está a punto de ser sobrepasado, si no lo ha sido ya, condenando a nuestra descendencia a un futuro incierto, que beneficia a los AMOS Y SEÑORES pues perpetúa nuestra dependencia hacia ellos (medicamentos, alimentación, infraestructuras…).
Alejar al ser humano de su medio natural, de lo que le da sustento y otorga su medida es algo codiciado por los AMOS Y SEÑORES pues ven un gran peligro para sus posiciones en que las personas piensen por si mismas, actúen por si mismas y puedan creer en un orden más justo. Todo aquel que pretenda algo siquiera parecido será tildado de “antisistema” o “pro-terrorista”.
La historia es progresivamente enterrada y rescrita para responder a los objetivos fijados.


¡¿Y AHORA QUÉ?!

Existe una resistencia mundial, cada día mayor, que se niega a entregar su libertad y su seguridad a la plutocracia mundial. Desde todos los lugares del globo, con ideas diferentes y de todos los orígenes existen, existieron y existirán mujeres y hombres que se oponen a la pretensión de un gobierno mundial que no sea realmente justo, democrático y solidario. Si no ha de ser así será mejor que este sencillamente no sea.
Millones de personas a lo largo y ancho del planeta piensan que OTRO MUNDO ES POSIBLE y están dispuestas a trabajar por conseguirlo.
Si quieres saber más sobre sus esfuerzos, su lucha, o aquello que está relacionado con su resolución de ser libres e independientes puedes visitar la parte de la Web Viva la Resistance!
Si deseas saber más sobre como funciona la maquinaria mundial actual continúa aquí o en el BLOG.

Un mensaje patrocinado por: Psicópatas Corp.

A las 4:04 a. m. 3 Comentarios!

¿Has llegado aquí? TE DIRÉ DE QUE VA TODO ESTO:

"Sé que estáis ahí, percibo vuestra presencia. Sé que tenéis miedo: nos teméis a nosotros, teméis el cambio. Yo no conozco el futuro... no he venido para deciros como acabará todo esto, al contrario: he venido a deciros cómo va a comenzar. Voy a colgar el teléfono, y luego voy a enseñarles a todos lo que vosotros no queréis que vean, les enseñaré un mundo… sin vosotros. Un mundo sin reglas y sin controles, sin límites ni fronteras, un mundo… dónde cualquier cosa sea posible. Lo que hagamos después... es una decisión que dejo en vuestras manos." The matrix (1999)